SAN JUAN, ARGENTINA. Atendiendo a la premisa que en lugares como Sudamérica donde el ciclismo necesita mayor promoción, es que se confirmó que a la Vuelta de San Juan, única con categoría ProSeries (segundo nivel mundial) que se realizará en estos lares, la UCI (Unión Ciclista Internacional) autorizó a la organización de la Vuelta a San Juan para que amplíe su cupo de equipos nacionales otorgando la posibilidad a ciclistas de la región a competir con varios de los mejores del pelotón mundial.

En la presentación, realizada el 9 de noviembre se informó que estarían los seleccionados de Argentina, Uruguay, Rusia e Italia. Muchos se preguntaron por qué no estaba Chile, asiduo animador de la carrera desde su primera edición.

De ese cuarteto se “bajó” Italia, pero se sumaron cuatro conjuntos nacionales de países americanos: Brasil y Perú, que estuvieron el año pasado, Venezuela y Panamá.

La expectativa en Venezuela por la participación de su escuadra ha calado hondo, tanto que a casi dos meses de la carrera y con la Vuelta al Táchira (tradicional prueba 2.2 de aquel país) entre medio se ha designado un equipo para viajar a San Juan el 6 de enero y no sólo correr la 38 edición de la Vuelta, sino también el Giro del Sol.

La escuadra será comandada por el laureado José Rujano (tercero en el Giro de Italia 2005 y ganador de las Vueltas al Táchira, 4 veces, y las Vueltas a Colombia y Venezuela. Con el ciclista de 37 años nacido en Mérida vendrán: José Alarcón, Roniel Campos, Anderson Paredes, Clever Martínez y Máximo Rojas. El sexteto será dirigido por Armando Gil.

La Vuelta está cumpliendo sus objetivos con creces porque su éxito potencia la temporada local proveyendo de equipos a otras competencias como son el Giro y la Doble Media Agua. (diariodecuyo.com.ar)